Hipermercados

Photo by Miguel Ángel Prieto Ciudad on Foter.com / CC BY-NC-SA

Autor:
Manuel Rico

Lengua original:
español

Lengua lectura:
español

Lee:
Manuel
Rico

(Cuento leído por el propio autor)

 

 

Fugitiva ciudad

Sobre las coincidencias de la vida que no lo son.

En una de las reuniones del Patronato de la Fundación Miguel Hernández, en la que yo representaba a mi universidad, Aitor Larrabide me entregó el libro de poesía ganador del certamen internacional que lleva el nombre del poeta oriolano: Fugitiva ciudad de Manuel Rico, una colección de testimonios de ese “muchacho huidizo” con pies anclados en el presente, aunque vuelto su rostro hacia los años inciertos que parecen estar de vuelta, años de plomo en nuestra memoria histórica, la de todos. Me lo leí.

Sus elegías fronterizas en las que los paisajes urbanos son industriales y absurdos y los campestres llevan precio y código de barras, encierran la indignación melancólica de quien gasta su voz en las páginas más que en la plaza.

Meses más tarde, Manuel hablaba de la poesía, invitado por la FILIT (Feria de la Literatura en Iaşi, Rumanía) y la hispanista Dana Diaconu leía en rumano poemas de “Fugitiv Oraş”. Me resultaban familiares.

Abordé al autor. Y desde entonces, no nos dejamos de abordar.

De modo que en esta cuarentena nos regala sus particulares vistas hacia un hipermercado a media luz y a trasmano, plantado en la encrucijada de dos siglos, en la que todos somos niños huidizos.

Catalina Iliescu

Reconstruye la imagen del cuento

PuzzleCuarentenas